Spooki-Pong 2017 en Panal Coworking
noviembre 10, 2017
El mejor chocolate del mundo es orgánico: Pacari
noviembre 27, 2017

Emprendedor del Mes: Alvaro Ortíz de Selina

 

En esta edición de Emprendedor del Mes, Alvaro Ortíz miembro de Panal Coworking, nos comparte acerca de lo que le inspira todos los días. Así mismo para la empresa de la que es miembro importante, Selina.

Soy emprendedor y desde pequeño me ha atraído los grandes retos y mi habilidad para los números y la lógica me dio todas las ventajas para lanzarme a programar y codificar. Todo empezó viendo los juegos de video que tenía en mi computadora y preguntarme: Cómo funciona? Qué había detrás de las animaciones y colores en mi pantalla?

Al empezar la secundaria, me sepulté bajo tomos de libros, aprovechando cada espacio libre del día para aprender, dando vueltas hasta comprender cada línea de código que veía frente a mi. Desarrollaba las ideas que salían de mi cabeza y las cargaba a mi celular para enseñárselas a mis amigos o para ayudarme en el colegio, el gimnasio y mi casa. Si veía algo que lo podía mejorar entonces lo hacía; era así de simple.
Unos meses después me lancé como independiente y automáticamente me llegaron solicitudes de muchos estudios que buscaban mi talento, así poco a poco se corrió la voz. A la mitad de mi carrera universitaria en Guayaquil, Ecuador encontré mi primer trabajo fijo y fue algo fuera de serie darme cuenta que lo mucho que me imaginaba saber no era nada comparado a lo que aún tenía por aprender. El reto más importante que afronté no fue tecnológico ni digital, fue humano, aprender lo que es equipo y saber trabajar en integridad con todo tipo de personas manteniendo el compromiso de dar lo mejor, sin excusas ni circunstancias. Agradezco esa oportunidad y cada amigo, colega y jefe con quien me topé pues representaron un paso más al éxito. Ser parte y la comunidad de Panal Coworking me ha hecho sentir como en casa.
Busqué distinguirme por mi trabajo, que cada proyecto se realice en excelencia y con la intención de entregar más de lo esperado. La razón tras esto fue descubrir que me divertía demasiado en mi “trabajo” y darme cuenta que se había convertido en mi hobby. Para mi, el código es un arte que solo se limita por el ingenio y creatividad de su creador, capaz de materializar cualquier cosa imaginable con la punta de los dedos.

“Me inspira encontrarme en una nueva etapa de mi vida rompiendo barreras en cada una de mis áreas.”

Ahora me encuentro liderando el equipo de desarrollo de software en Selina, el nuevo capítulo de mi “carrera” que se dio a causa de generar geniales oportunidades, en la forma de incorporar tecnología y software a esta genial idea de brindar la mejor experiencia en hospitalidad y comunidad a aventureros recorriendo diferentes partes del mundo por encontrar algo nuevo. Las apuestas han subido, la intensidad también y aunque suene cliché “Gran poder conlleva una gran responsabilidad” pero se mantiene el dar el todo por alcanzar lo que quiero.
Sigo siendo ese niño que se entretiene jugando y creando programas por ninguna razón, para mi es divertido, eso es importante no olvidar. Lo único que ocurrió es que la caja de juguetes se hizo más grande. A la par me he lanzado a un viaje interesante y diferente en busca de encontrar la siguiente capa de mi mismo y alcanzar el potencial que vive en mi. A través del coaching he desarrollado habilidades y actitudes que me han permitido potenciar lo que tengo y alcanzar lo que me falta, de esta forma alcanzo objetivos concretos en mis relaciones personales, profesionales y en lo que se me ocurra lanzarme cada día.
Contáctanos
A %d blogueros les gusta esto: